8 consejos básicos de Social Media

8 consejos básicos de Social Media

El marketing a través de las redes sociales todavía es algo bastante novedoso. Los cambios que se producen en este campo son muchos y se dan con frecuencia. A veces, es complicado estar al día de todas las novedades que ofrecen y no siempre se les saca el mejor partido.

Sin embargo, los Social Media (redes sociales) son una de las herramientas principales para nuestro plan de marketing, así como para nuestro posicionamiento. Pero no es tan fácil como parece. No se trata de abrir una página de Facebook “y ya está”. Necesitamos una buena planificación, puesta en marcha y seguimiento.

Para ello, vamos a empezar por lo básico. Hoy te voy a contar los 8 tips básicos para el marketing en las redes sociales. Potencia tu campaña en los Social Media de forma inteligente. ¡Verás los buenos resultados!

1) Elige bien tu red social

Este es el primer paso de la estrategia en las redes sociales. ¿En cuál quieres estar presente? ¿Cuál es la que va a favorecer a tu tipo de negocio? Ni todas las empresas son iguales, ni todas tienen los mismos objetivos. Entonces, ¿por qué deberían todas usar las mismas herramientas?

A la hora de elegir una red social (o varias), debemos tener en cuenta distintos aspectos:

  • Debes tener claro el perfil de tu target o público objetivo de la forma más exhaustiva posible. Si te diriges a un tipo de personas en particular, asegúrate de conocer bien qué canales de comunicación emplean, a través de qué redes sociales viven y cómo las utilizan.
  • ¿Qué mensaje quieres transmitir? No es lo mismo querer exponer tu galería de diseños de tatuajes en Instagram que un Twitter con información de actualidad.
  • El tipo de contenido que vayas a emplear a la hora de trabajar: fotografía, videos, infografía, noticias, posts…
  • El sector o nicho en el que te enfoques es también determinante a la hora de elegir una red social. ¿Están presentes tus competidores? ¿Por qué?

redes sociales

Una vez tengas claro lo de arriba, toca ver qué tipo de redes existen:

  • Genéricas: Facebook, Twitter y Google+
  • Video: Youtube, Vimeo y Dailymotion
  • Imágenes: Instagram, Pinterest, Tumblr y Panoramio
  • Localización: Yelp y Foursquare
  • De negocios: Linkedin y Xing

Evidentemente, hay cientos de redes sociales, yo solo te he dejado aquí algunas de las más populares. Has de tener también en cuenta las nuevas que van saliendo, como Snapchat o Peach, y analizar si puedes sacarle algún beneficio.

Asimismo, si tu nicho es muy específico, como por ejemplo de animales o lectura, existen redes sociales tematizadas. Investiga un poco, piénsalo bien, mírate los datos y… ¡adelante!

2) No participes en una red social si no vas a hacerlo bien

Has decidido ya cuál o cuáles van a ser las redes sociales que encajan con tu modelo de negocio, tu web o tu blog. Estupendo. Ahora toca aprender a utilizarlas de forma correcta. Porque si tenemos unas herramientas muy buenas pero no sabemos ni como cogerlas, no sirven de nada, ¿no crees?

Imagina que empiezas a montar tu página de Facebook, y al principio, con la emoción inicial, publicas a menudo, respondes a las dudas, te promocionas bien… pero con el paso de los meses y seguramente por falta de tiempo, la dejas abandonada. ¿De qué te sirve? Lo mismo sucede con un canal de Youtube que no sube videos a menudo o una cuenta de Instagram sin fotos nuevas desde hace 3 meses.

Si no puedes permitirte el lujo de contratar a un community manager, es posible que lo mejor sea utilizar alguna de las herramientas automatizadas como Kit, que es el equivalente a tener un community manager al alcance de tu bolsillo. Es decir, que cuando subas un post se publique automáticamente en Facebook, Twitter o donde hayas programado. Mantienes tus redes actualizadas y te “despreocupas” de eso –aunque no del seguimiento.

Cada red social tiene su funcionamiento y los usuarios y usuarias se comportan de distinta manera. No me voy a poner a explicar cada una de ellas ahora mismo, así que te toca estudiar bien la/s elegida/s y ver si puedes cumplir con sus exigencias.

3) Decide si vas a tener perfiles personales o uno de empresa

En las redes sociales existen estos dos tipos de perfiles. Por lo que has de decidir cuál te conviene más. Para ello, ten en cuenta los siguientes factores:

  • ¿Eres tú la única persona al frente de la empresa/ web/ blog o sois un equipo?
  • ¿Quieres darle un toque muy personal o quieres promocionar una marca?
  • ¿Se trata de una empresa que vende productos o de un blogger especializado en SEO?

No existe una regla de oro ante las respuestas que puedas dar a esas preguntas. Pero lo que sí se ha “descubierto” en cuanto a redes sociales se trata es que a la gente no le gusta seguir a robots. Nos gustan las historias personales, las que emocionan o divierten, las que aportan calidad humana.

Que todo esto se transmita a través de un perfil personal porque es un influencer, bien. Y que te lo diga un perfil de empresa, bien también -¿o acaso no has visto nunca anuncios emotivos y comentarios graciosos en los social media de ING, MediaMarkt y compañía? Elijas lo que elijas, has de trabajarlo muy bien.

Luego tocamos el tema de la privacidad de cada uno. ¿Quieres posicionarte como una persona referente, un emprendedor del mercado? ¡Pues vas a tener que dar la cara!

4) Completa tu perfil antes de empezar

Es de cajón, pero a veces, con las prisas, no se hace bien. Que no sea tu caso. Antes de empezar a publicar, completa bien tu perfil. Te voy a nombrar los aspectos y puntos que no pueden faltar en tu perfil:

  • Quién eres y de dónde eres.
  • Trayectoria profesional.
  • Qué ofreces: una descripción concisa.
  • Cuál es tu política de empresa y tus valores.
  • Imagen de perfil o lo que pida la red en particular, como la foto de portada.
  • Información de contacto.
  • Enlace a tu web o blog.
  • A quién sigues o cuáles son tus gustos e intereses.

Aparte de dar información precisa a nuestros seguidores, lectores o clientes potenciales, completar bien tu perfil te ofrece muchas otras ventajas. Te conviene hacerlo de forma correcta, ya que utilizando las Kws apropiadas, te encontrarán más fácilmente y mejorarás tu posicionamiento. Y ya sabes lo que eso puede implicar: conversiones, compras, seguidores…

Además, un perfil bien completo nos da credibilidad y profesionalidad. Imagina entrar a una página de Facebook que publica mucho pero de la cual no sabemos ni cómo contactar con los autores, o no encontramos su página web. ¿Te parece fiable?

5) Habla con amigos, familiares y conocidos para tener los primeros seguidores

Muy bien, ya lo tienes todo montado pero nadie te sigue. Empezar en una red social cualquiera puede ser un poco decepcionante, pero no te preocupes, pues en seguida se expande la palabra. Piensa que tan solo por curiosidad, a veces uno le da like a páginas porque ve que otros lo han hecho. Eso sí, siempre que el tema le interese.

Pero bueno, para los primeros seguidores vas a tener que tirar de amigos y familiares. Así que ahora te toca pedirles que te sigan, para que tu red pueda ir creciendo exponencialmente. Es obvio que no todos y todas encajarán en tu target, pero de lo que se trata es de ir haciéndose más grandes para luego centrarnos en atraer a quién nos interesa de verdad.

Una página de Facebook sin fans o una cuenta de Twitter con 0 seguidores no es muy atractiva, la verdad sea dicha. Por ello, es importante que vaya habiendo perfiles que te sigan. De esa manera, tu perfil en dicha red social ya no se verá tan solo y triste.

Una vez tengas tus primeros seguidores, empieza con la promoción, dale caña a tu contenido y ves haciendo un seguimiento exhaustivo de la consecución de objetivos.

6) Sigue a los expertos en tu sector

Nadie nace siendo el rey o la reina de su sector. Escojas el que escojas, siempre va a haber personas o empresas de referencia que “todo el mundo conoce”. Tanto si son cuentas a nivel nacional como internacional, asegúrate de estar siguiéndolos en todas las redes sociales en las que has decidido participar.

¿Pero por qué deberías seguirlos?

  • Es una buena manera de empezar a establecer relaciones con otros profesionales del sector. Tu red de contactos se va ampliando poco a poco, te vas dando a conocer, puedes hablar con ellos y así ir creciendo.
  • Siguiendo a los expertos y expertas del sector vas a estar al día de las últimas tendencias y novedades de tu nicho.
  • Si consigues que te sigan a ti también, puedes ganar seguidores de calidad. Es decir, gente que está interesada en el sector: ¡tu target!
  • No dejan de ser una fuente de inspiración para posibles posts en nuestra web. He dicho inspiración, no plagio.
  • Tendremos conocimiento de lo que opina el público sobre ciertos temas. Esto nos interesa a la hora de seguir con nuestro plan, aplicar cambios u orientar nuestra estrategia hacia otro lado si hiciese falta. Esto se ve claramente en comentarios de publicaciones o discusiones de Twitter, por ejemplo.

7) Comparte contenidos de interés para tu audiencia

Interés para tu audiencia

A la hora de publicar en las redes sociales, no te puedes ceñir únicamente a los posts que escribes en tu blog o a frases ingeniosas que se te ocurran en referencia a un tema de actualidad. A tu target le interesan ciertos ámbitos, tienen necesidades, miedos, dudas y, claro está, también disfrutan pasando un buen rato e informándose de cosas nuevas.

Es por ello que, dentro de los contenidos que vayas publicando en las redes, deberás publicar noticias de interés, reportajes, entrevistas, infografías… Eso sí, grábatelo a fuego: que sean de su interés. No vale con ser gracioso o que “algo esté de moda”. Hay que trabajar un poco más. Dale calidad a tus publicaciones.

Publicando contenidos de interés para nuestro público conseguiremos:

  • Fidelizar a nuestros seguidores. Les seguirás pareciendo interesante y les aportarás nueva información que les puede ser útil.
  • Atraer a nuevos seguidores. Al ver que publicas asuntos que les llaman la atención, empezarán a seguirte.

No te metas mucha presión, combina tipos de publicación y hazlo de forma frecuente. Eso sí, siempre escoge fuentes de calidad, pues a nadie le interesa el blog de un don nadie que critica algo y que encima es complicado de leer. ¡Dinamismo!

8) Comparte los contenidos de los influencers de tu sector

  • Tu público reciba información valiosa y artículos de interés para sus gustos. Calidad.
  • Puedas relacionarte con los influencers, algo que te va a ir muy bien para afianzar relaciones con ellos y otros profesionales del sector. Si compartes sus contenidos, llamarás su atención y subirás (aún más) su ego.
  • Conseguir, en algún momento dado, que estos influencers se interesen por ti y acaben compartiendo tus contenidos.

Recuerda hacerles saber que les mencionas o que compartes su contenido etiquetándolos, así aparecerás en su canal de noticias y sus seguidores se darán cuenta de que existes. ¡Suerte!

Espero que con esta lista de consejos hayas podido ver a grandes rasgos la importancia de las redes sociales dentro de tu plan de marketing. Empieza eligiendo bien las que te interesan y trabaja a conciencia sus contenidos, posibilidades de promoción y obtención de seguidores de calidad.

Y como siempre, estamos aquí por  si te surge alguna duda relacionada con el tema de los Social Media, de tu plan de marketing o de lo que sea. ¡Esperamos tus comentarios más abajo! Será un placer responderte.
Vi shopify

Comparte y comenta en tus redes socialesShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone

Comentarios

comentarios