“Todo es diseño”

“Todo es diseño”

Gráficas? ¿Dibujos? ¿Edición de imágenes?

¿Qué se necesita para ser un diseñador gráfico? ¿Es complicado serlo?

Bueno, para empezar podemos examinar los puntos más importantes que definen a un diseñador gráfico: visión, creatividad, extroversión. Estas tres palabras siempre van de la mano dentro de la cabeza de un diseñador. Ya va implantada esa semilla; sólo es cuestión de alimentarla y finalmente dará frutos.

Un diseñador que carece de esta bella cadena, no sirve de nada. ¿Por qué? La meta de todo diseñador es crear algo nuevo, algo innovador. ¿Cómo vas a crear algo de la nada si no ves más allá de tu nariz? Tienes que saber qué es lo que te rodea, qué necesita el mundo que hagas o renueves para sobresalir.

No todo el mundo es consciente de la importancia que el diseño posee ante la sociedad, no todos comprenden la labor que desempeña un diseñador.

Existe una sociedad en la que cantidad de comercios no contratan los servicios de un diseñador gráfico para crear la imagen de su negocio. Vivimos en una sociedad en la que se piensa que un logotipo, un cartel o una página web se crean “solos”, o tal vez presionando un par de teclas del ordenador.

El diseñador gráfico, tiene la responsabilidad de producir mensajes que contribuyan positivamente a la sociedad, así mismos la creación de objetos visuales que ayuden al desarrollo y la posibilidad de identificar problemas con la capacidad de transformarlos.

Más que hacer logos, o dibujitos, el diseño actual crea comunicación visual, transforma el entorno común de letras a icono, radicando a la vida social actual en como se comunica a través de imágenes.

El diseño es un proceso de creación visual con un propósito, que cumple una función muy importante con respecto a la comunicación y que puede afectar el conocimiento, las actitudes, los afectos y el comportamiento en las personas.

Esta profesión es capaz de responder a un problema a través de una acción: comunicar visualmente con responsabilidad, con conocimiento, con creatividad y con iniciativa, de tal manera que  los proyectos contribuyan a mejorar la realidad dentro de la sociedad.

La importancia del diseño en la sociedad actual radica en su poder de comunicar ideas a través de la imagen, color, forma, tipografía y las técnicas adecuadas que se conocen como teoría del diseño.

“El diseño no sólo vende, el buen diseño sabe como vender y sobre todo como comunicar e implantarse como parte de la sociedad”

Entonces podemos culminar garantizando que ofreceremos en nuestros proyectos una buena estética, una adecuada presentación, usabilidad y operatividad, y por supuesto un buen diseño con el que se sentirá conforme.

Podemos realizar todo lo que nosotros queramos, ya que:

 

https://scontent.cdninstagram.com/hphotos-prn/t51.2885-15/s320x320/e15/10413152_1448771615386630_1183062072_n.jpg

 

vía: duranjo

Comparte y comenta en tus redes socialesShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone

Comentarios

comentarios